3 oct. 2009

FALTA POCO....

PRONTO ESTARE POR AQUI.........
SOLO ESTOY ORDENANDO MIS IDEAS,
PROHIBIDO OLVIDARSE DE ESTE
HUMILDE BLOG
SALUDOS..............

24 mar. 2009

Feliz Cumpleaños a mi

Cuando estaba en mi etapa de pubertad, más o menos a mis 12 o 13 años, soñaba ya con tener 16 o 18 años y vivir la etapa de la adolescencia. Observaba con detenimiento a los adolescentes y envidiaba como ellos podían asistir a las fiestas con luces que organizaban por el barrio, miraba con curiosidad a los adolescentes como fugaban al flirteo con chicas de su edad, unas lindas e inocentes (bueno en esos años) niñas que coqueteaban con los jovencitos ya mayorcitos. A mis 14 años solía juntarme con adolescentes de 15, 16 o 17 años y poder asistir a los quinceañeros, donde se daban citas muchas chicas bonitas y los varones empezaban a cortejar y poder tener enamoradas de su edad o tal vez ya mayorcitas. Con curiosidad leía cual revista sexual caía por mis manos, con curiosidad veía películas que tengan algún contenido sexual y con curiosidad normal preguntaba a mis amigos mayores como era tener sexo. De cualquier modo trataba de parecer un adolescente, esperaba con ganas los primeros signos de esa edad, como el cambio de voz, los vellos púbicos o los primeros vellos en las axilas, el pecho o unos pequeños y distantes bigotitos. Las mentiras de que éramos todos unos galanes y que ya nos habíamos iniciado en la vida sexual eran muy comunes en nosotros. Y a mis 17 años podía con mucha razón asegurar que ya había tenido sexo y era el tema principal en las reuniones a escondidas con mis amigos con su botellita de ron. Y a esa edad me enamore por primera vez. Cuando ya estaba en la adolescencia, quería con ansias tener 18 u 19 años y dejarme crecer y cortarme el pelo como yo quisiera, vestir como me daba la gana y tal vez usar un aretito en el oído (la verdad si quería, pero gracias a Dios que hice caso a mi madre y jamás lo use). Como sea quería que las chicas supieran que ya era todo un hombrecito y que ya era parte del pasado mi uniforme y mochilita del colegio. Ahora ya usaba cuadernos sin forrar, no llevaba cartuchera, ni mucho menos una loncherita (jaja aunque parece tonto, pero hasta en el colegio mi madrecita me mandaba con mi loncherita). Ya estaba en una academia pre universitaria y ahí ya quería tener 21 o 22 años para poder enamorar las jóvenes de 18, porque ellas preferían a los de esa edad. Ingrese a la universidad y por fin podía salir de mi casa a la hora que quería (a veces con mentiras de estudios en grupo), podía quedarme en casa de mis compañeros y lo que es mejor podía meter a una chica a mi cuarto diciéndole a mi mamá que hacemos grupo de estudio. Como ya era mayor de edad ya no daba roche fumar en las calles ni tomar a veces en los parques. Recuerdo que lo hacíamos con mucho orgullo para hacer notar que ya somos todos unos hombres. Ya no hablábamos quien tuvo o no sexo, sino quien lo hizo mas veces o quien lo hizo con una mujer de mayor de edad. Los deportes era tema común y ni que decir de nuestros sueños al ser profesionales. Algunos serian médicos, abogados, profesores, empresarios o ingenieros y anhelábamos tener nuestro primer carro. Como mi madrecita todavía no aceptaba que era un adulto, los controles e interrogatorios aun continuaban, ni que decir de mi primera borrachera, fue también mi primer sermón. Por todo ese control ya quería dejar de tener 18, 19 o 20, ya deseaba tener 24 o 25 y ya ejercer mi profesión, ganar un sueldo y ser independiente.

Creo que desde mis 10 hasta mis 25 años siempre he querido cumplir y festejar mi cumpleaños, porque he deseado que dejen de verme como un chiquillo, adolescente o jovencito sin experiencia. Prefería festejar mi cumpleaños con mis amigos en alguna discoteca y menos con mi familia. Con muchas ganas apagaba mis velitas base 2 y medio y todo era un loquerio. Pero pasado los 25, cuando ya cumples 26, 27, 28 o 29 años!!! ya no quieres ni ver ni una sola vela en tu torta de cumpleaños. El solo hecho de pensar que estoy rozando la base 3 me asusta, me siento diferente y ya no deseo festejar sino ahora deseo meditar en que he hecho y que no he hecho en esta década de mi vida. Cumplir esos años significa madurez afectiva, emocional y familiar. Ahora si deseo estar con mi familia y amigos íntimos. Se siente bien cuando tomas tus cervecitas con tu papá y lo pasas en tu casa. Cuantos mas años cumplo me doy cuenta que voy teniendo menos amigos, no porque tenga mal carácter, sino que ahora si en estos años se sabe quienes son tus verdaderos amigos. Con esta nueva faceta de blogger conozco mejores amigos de los que físicamente podría conocer, total esos amigo blogger solo están a kilómetros de distancia de mí y no en las computadoras, así que no hay imposibles si es que se desea conocerlos.

Ahora ya no siento tanto deseo de seguir cumpliendo más años, sino de vivir intensamente cada año que la vida me regala. Ahora mis ideales, metas o sueños son otros. Tal vez formar una familia y hacer felices a mis padres, o también por fin ser lo que siempre quise ser.

A solo unas horas de mi siguiente cumpleaños me doy cuenta que estos últimos 5 años no han sido de los mejores, tampoco peores. Como alguien me dijo: "...nadie te quitara lo vivido" por eso entonces solo quiero pensar en que esos años fueron lo mejor de mi juventud y ahora tendrá que ser lo mejor de mi adultez, ya no con juergas, inmadurez o vanidades de la vida, sino puesta la mente en que nuevas oportunidades me espera en la vida. Por lo pronto mi cumpleaños cae en días laborales así que la pasare trabajando y de ahí una cenita en familia y con amigos íntimos. Es duro pero así es la vida, nadie cumple años por gusto, sino para darse cuenta cuanto has aprovechado de la vida y cuando puedes aprovecharte de ella. Entonces un FELIZ CUMPLEAÑOS para mi el dia de mañana 25 de marzo.

23 feb. 2009

Nostalgia

Una nostalgia profunda recae en mí ser, una pena muy onda habita en mí. Esta nueva oportunidad vino cargado de desaires, de actitudes que me hacen sentir que no tendrá buen asidero todas las cosas que puedo hacer por volver a enamorarla. Si algo me prometí a mi mismo es que la empezaría amar como ella quiso en la primera vez. Haré una plegaria a la paciencia y seré muy optimista en darle tiempo. Por lo pronto estas líneas reflejan lo que hoy puedo sentir:


Nostalgia
Extraño sus tiernas caricias de ayer,
su hermosa manera de besar,
su delicada forma de tomarme de la mano
Y la suave manera de engreírme como si fuera un niño.
Cierro los ojos solo para pensar en el ayer.
Aquel ayer que ahora le da tranquilidad a mi alma;
porque el presente con ella es como un castigo para mi.
No siento su amor, tampoco su odio, solo su frialdad.
A veces deseo que me odie porque así sabré lo que siente
A veces deseo que me odie porque tal vez es lo que merezco
Recordar el ayer, es la medicina para mi consternado corazón
Recordar el ayer, es la exquisita compañía para mi soledad
Aquellos momentos sublimes que pase con ella, alguna vez los perdí,
hoy lucho por recuperarlos, aunque sea un poco de ti.
No te reprocho, porque acepté tus cláusulas y condiciones
No te reprocho y acepto tus pocas pasiones
Pero ha de saber que tengo un compromiso con mi corazón
Que es el de amarte a pesar de tus condiciones
No traiciono lo que ahora siento por ti, porque se que me amaras como ayer
Y entonces no perderé ni un minuto recordando lo que sentí
Porque viviremos nuestro presente sin extrañar lo que ayer hicimos
Y recién nuestros corazones sen confundirán en lo que hoy sentimos.

17 feb. 2009

Claúsulas

Dice el dicho: “Uno no sabe lo que tiene hasta que lo pierde”. Y es en ese entonces cuando uno recién le quiere dar valor a las cosas que en algún momento formaron parte de tu vida y lo perdiste.
De todas mis relaciones formales y las que no, siempre he buscado el amor de aquella mujer. Casi siempre se me fue esquivo el amor a pesar de que yo colmaba de detalles y mucho cariño a la mujer que estaba conmigo. Y hubo un momento en mi vida que encontré lo que siempre buscaba; una mujer que me amo por completo, que me entrego su amor sin condiciones. Sentía por primera vez que alguien se preocupaba por mi, que era detallosa conmigo, que me engreía, en resumen todo lo que un hombre puede desear de una mujer cariñosa lo tenia conmigo. Pero el hombre alguna vez se vuelve estúpido creyendo ser dueño de ese amor para así poder manejarlo a su antojo. El amor así como empieza termina y algunos comparan al amor con el acto de regar una planta: cuando se le cuida con cariño y se le riega cada vez que sea necesario esa planta crecerá hermosa, pero si la descuidamos y no la regamos, se marchitara en brevísimo tiempo y de igual manera cuando somos demasiado cuidadosos y la regamos con mucha constancia la planta terminara ahogándose y finalmente muriendo. Eso me paso a mi hace pocos años atrás; tenia el amor que tanto he deseado de mis anteriores relaciones, pero lejos de cuidarlo y regarlo termine por hacerlo marchitar para luego arrepentirme queriendo arreglar las cosas cuando ya eran demasiado tarde. Desde esa vez aquella mujer siempre ha estado en mis pensamientos y en mi vida, porque luego de ella y de saborear su inmenso amor, jamás volví a sentir algo así de ninguna otra mujer. Entonces es cuando me doy cuenta de lo tonto que fui y de lo que perdí por creer que un amor sin entregarle amor será siempre igual. Se podrá tener el amor de tu familia y el cariño de tus amigos, pero eso no basta cuando no se tiene el amor verdadero de una mujer. Podrás salir con otras mujeres pero no satisfaceras a tu corazón que siempre estará buscando un sentimiento verdadero.
Como les dije, aquella mujer, siempre ha estado en mis pensamientos y sobre todo en mi vida. Siempre nos hemos estado viendo y siendo amigos. Yo no podía olvidarla y todo eso hizo que reflexionara sobre todos mis errores de nuestra primera relación y empecé a meditar que la necesitaba en mi vida y que podía cambiar y entregarle mi amor, aquel amor que ella esperaba de mí.

Hace días atrás hice lo que ella mas odia: embriagarme. Buscaba un momento exacto para decirle lo que sentía y quería que fuese antes del 14 de febrero. Dos días antes de esa fecha mi ebriedad hablo por mi y cometiera ese gran error. Todos esos días hasta ayer me ha tenido en suspenso, porque a pesar de que ese día me dijo cosas muy hirientes se que en el fondo solo ha estado molesta por mi estado, pero si sentí que algo de positivo traería esa conversación. Y no me equivoque, ya que ayer luego de una larga conversación decidió darme una oportunidad más.
Mi corazón palpitaba a mil por la oportunidad brindada ya que ambos sabíamos que tenemos muchas cosas en común y que nos necesitamos. Pero cosa extraña y tal vez les halle pasado a ustedes cuando han vuelto otra vez con sus ex es que le den a uno una larga lista verbal de condiciones como una especie de cláusulas para un contrato. En esa conversación prácticamente me resumió todos mis errores y las cosas que no le gustan de mi y lógicamente quiere que yo cambie. ¿Porque las mujeres serán muy meticulosas en esas cosas? Es una pregunta que ahora me hago. Yo también tenia toda una gama de reclamos, condiciones, cláusulas o como quiere llamársele, pero no era el momento (o tal vez si) para ponerlas en debate. Ni siquiera debate porque fue tajante. Ya parecía que estaríamos negociando un contrato de enamorados.
Lejos de todas esas cláusulas, que en muchas de ellas tiene razón, el fin primordial para ella es que nuestra nueva relación de pareja empiece a funcionar mucho mejor que la primera vez. Ya que ahora nos conocemos, sabemos de nuestros errores, no queremos que se vuelva a repetir. Por mi parte tengo la voluntad de hacerlo, de cumplir sus condiciones. Bueno para serles sincero le dije que si a todo lo que me pidió, pero se que algunas cositas no se va a poder, pero solo es cuestión de saber hacerla. ¿No creen ustedes eso amigos bloggers? Por lo tanto se quedara contenta en la medida que la vuelva a amar como ella se merece, pero que no me pida imposibles porque como varones nos conocemos de que pie cojeamos, así que a seguir adelante con esta relación y no dejar las pequeñas travesuras jajaja.
Muchas gracias a todos los que me enviaron esas postales por el día de la amistad, me hubiese gustado escribir esto antes de ese día pero por circunstancias ya mencionadas es que no fue así. De todas maneras gracias a todos ustedes amigos y amigas bloggers por sus buenos deseos y prometo seguir escribiendo.